1928: La Misión de Arte en la Argentina

En 2004, la Universitat de les Illes Balears (UIB) en colaboración con la Fundació Càtedra Iberoamericana, editaba un extenso estudio de Francisca Lladó Pol, doctora en Historia del Arte y profesora titular de dicha universidad.

Incompresión

Don Miquel Angel Colomar, periodista, escritor y poeta ibicenco, escribió en un periódico local (posiblemente La Almudaina a finales de los años 40) el artículo “Juan Antonio Fuster Valiente, pintor incomprendido”. El artículo decía, entre otras cosas, lo siguiente:

Fuster Valiente, un eminente pintor

Don Lluis Ripoll, de la Real Academia de Bellas Artes de San Sebastián, escribió este texto a propósito de la exposición organizada en la Fundación Barceló de Palma y con motivo del centenario del nacimiento de Fuster Valiente:

Escuela propia

José Francisco Sureda, escribía en enero de 1936 en Barcelona, en el “Butl.letí de una Asociación Universitaria de estudiantes en Cataluña”, el artículo “Un impresionista pur” en el que, entre otras cosas, decía lo siguiente:

Rigor matemático y valor poético

Don Arnaldo Rosenstingl, crítico de arte, amigo de William Edwards Cook, coleccionista y anticuario radicado en el Carrer de la Palla de Barcelona expresó esta opinión sobre Joan Antoni Fuster Valiente a quien había visto pintar en Deià:

Adi Enberg, Josep Pla y Fuster Valiente

Nacida en 1901, Adi Enberg, segunda esposa de Joan Antoni Fuster Valiente, fue una escandinava políglota con un alto nivel cultural y un espíritu liberal vanguardista muy adelantada a la época convulsa que le tocó vivir, tanto en lo que se refiere a la España de la época, como a la propia Guerra Civil y a la Segunda Guerra Mundial.

Desaprobación

Con motivo de la exposición en Galerías Viajes Melià en Palma, Don Antonio Vidal Isern escribió en 1949 en Última Hora el siguiente comentario crítico:

Estoica arrogancia

En “Baleares. Revista semanal ilustrada de literatura, arte y comercio” aparece, en abril de 1917, esta reseña sobre Fuster Valiente:

Milagro obrado por San Antonio de Padua

A últimos del mes de abril de 1899, era víctima de cruel enfermedad clasificada por los doctores de meningitis el niño D. Juan Antonio Fuster y Valiente de siete años de edad, hijo de los Sres. D. Juan Antonio Fuster y Recio y Dña. Teresa Valiente y Ruiz, consortes y vecinos de esta Iglesia de San Jaime.

©2020 JAF Comunicació | palma@fuster-valiente.es | T. 607 283 022 | Fotografía: Cat Grunfeld | Designed By Calma